Algún día escribiré sobre África de Binyavanga Wainaina

Algún día escribiré sobre África es el título del libro que  ha venido en la mochila durante mis cinco semanas en Kenia, compañero en los ratos de relax y una buena forma de conocer de la mano del escritor y periodista keniano Binyavanga Wainaina, a esa clase media que existe en el país pero que tan poca representación tiene en la literatura y en los medios de comunicación.

Entre los occidentales hay quienes sólo ven hambre, enfermedad y conflicto mientras que para otros el país sólo son sus animales, puestas de sol y bucólicos paisajes, dos extremos que quedan lejos de la autobiografía de Wainaina. Un libro en el que hace un recorrido por su vida y por un país para alcanzar un retrato cercano, una imagen con luces y sombras, ya que como afirma el propio autor en una entrevista para Kweli TV, debió aprender a ser honesto para mostrarse tal y como es, para mostrar esa lucha del ser humano por encajar en el mundo y ser capaz de encontrar su lugar en él.

 

¿Cómo surge este libro? Revista Granta

El origen de Algún día escribiré sobre África es una carta al director enviada por Wainaina a la revista Granta, una crítica ácida e irónica de cómo los occidentales escribían de África. Una carta que te recomiendo que dediques unos minutos a leer porque no tiene desperdicio, es un zas detrás de otro… Carta de Wainaina a la revista Granta Hay grandes reflexiones, algunas de las frases con las que me quedo:

  • “Entre sus personajes no puede faltar la Africana Hambrienta, que vagabundea casi totalmente desnuda por los campos de refugiados esperando la ayuda de Occidente. Sus hijos tienen moscas sobre los párpados y sus estómagos están hinchados de tanto no comer. Debe lucir totalmente indefensa.”
  • “Cualquier blanco bronceado vistiendo algo de color caqui que alguna vez tuvo un antílope como mascota o granja, eso es un conservacionista; es decir, alguien que preserva el rico patrimonio africano.”
  • “Sus lectores se desilusionarán si usted no menciona la luz de África. Ah, y las puestas de sol. Las puestas de sol en África son obligatorias. Siempre son grandes y rojas. Siempre hay un cielo inmenso. Los paisajes imponentes y esas cosas son importantísimos.”

Algún día escribiré sobre… LamuIMG_1685

Sí, Wainaina también escribió sobre Lamu. De la página 302 a la 307 el autor habla de una visita que hace a la isla de la que dice está demasiado lejos de la Kenia propiamente dicha: sus calles, su gente y su suajili antiguo y profundo que incluso llega a incomodarlo porque lo diferencian del resto.

La editorial Sexto Piso permite descargar las primeras páginas de este libro, así que si quieres una pincelada para ver si te animas, puedes descargarlo aquí. Puedes seguir a Binyavanga Wainaina en Twitter y si quieres saber más sobre el autor te recomiendo este artículo en el que nos habla de un capítulo de su libro que nunca vio la luz: Mamá soy gay.

Si quieres seguir leyendo sobre África puedes hacerlo con Océano África de Xavier Aldekoa ¡Buena lectura!

Mira, huele, saborea, toca… Disfruta cada instante y recuerda que a partir de ahora serás nuestros ojos, nuestra nariz, nuestra boca, nuestras manos… Retenlo todo y háznoslo llegar como tan bien tú sabes… Algún día escribirás sobre África.

Es la dedicatoria que traía este libro. Sólo puedo decir, gracias 😉

Post a Comment